"BIENVENIDO"

No es fácil decir estas palabras:

BIENVENIDO (A) GRACIAS POR SU VISITA.

Sabemos que si nos visitas es porque compartimos el mismo duelo: La partida de un hijo (a) (s).

ESTE ESPACIO FUE CREADO COMO UN LEGADO DE AMOR y ES PARA COMPARTIR "Un Proceso para la Transformación del Dolor en Crecimiento Existencial".

PEDIMOS AL CREADOR QUE ALGUNA DE LAS PALABRAS QUE LEAN, EN ÉSTE, LES AYUDE Y LES DE ALIENTO PARA CONTINUAR.
" AMIGA (O) DEL CAMINO, UN ÁNGEL NOS UNE".

(Si tienen algún comentario, les invitamos a realizarlo, en la parte de los comentarios o en los foros, accediendo a través de los links)

http://padresenduelounangel.foroactivos.net/forum

http://boards5.melodysoft.com/Padresenprocesodeduelo/1.html

A DONDE IR:

7 PASOS PARA LLEVAR UN PROCESO EN EL DUELO: Proceso de Duelo

Compartimos nuestros Testimonios y experiencias vividas: Compartiendo nos ayudamos mutuamente, ya que, como personas que estamos viviendo el duelo por la muerte de nuestro hijo (a). Es precisamente ayudando a un hermano que sufre donde se encuentra la respuesta. FORO - CHAT(REGISTRARSE/MIEMBROS):

http://padresenduelounangel.foroactivos.net/f10-nuestra-experiencia-vivida

RECUERDOS FAMILIARES: https://sites.google.com/site/nuestroangelnosune/

Buscar en este blog

Cargando...

viernes, 2 de agosto de 2013

El cielo tiene otro ángel - Heaven Got Another Angel



Padres en Proceso de Duelo es un espacio para compartir sus experiencias vividas, para aportar en los foros, reflexiones y datos de qué es el Duelo. Te invitamos a colaborar y formar parte de esta comunidad de ayuda mutua, para Padres que están en Proceso de Duelo, por la pérdida de uno o más hijos(as).

DÉJAME LLORAR RICARDO MONTANER



miércoles, 30 de enero de 2013

La Verdadera Amistad


26 de enero de 2013 17:08
La Leyenda De La Verdadera Amistad "
Dice una linda leyenda árabe que dos amigos viajaban por el desierto y en un determinado punto del viaje discutieron. El otro, ofendido, sin nada que decir, escribió en la arena:

Hoy, mi mejor amigo me pegó una bofetada en el rostro.

Siguieron adelante y llegaron a un oasis donde resolvieron bañarse. El que había sido abofeteado y lastimado comenzó a ahogarse, siendo salvado por el amigo. Al recuperarse tomó un estilete y escribió en una piedra:

Hoy, mi mejor amigo me salvó la vida.

Intrigado, el amigo preguntó: ¿Por qué después que te lastimé, escribiste en la arena y ahora escribes en una piedra?

Sonriendo, el otro amigo respondió: Cuando un gran amigo nos ofende, deberemos escribir en la arena donde el viento del olvido y el perdón se encargarán de borrarlo y apagarlo; por otro lado cuando nos pase algo grandioso, deberemos grabarlo en la piedra de la memoria del corazón donde viento ninguno en todo el mundo podrá borrarlo.

viernes, 26 de octubre de 2012

Las etapas - Paulo Coelho

Renacer - Boletín Nº 139

Siempre es preciso saber cuándo se acaba una etapa de la vida.

Si insistes en permanecer en ella, más allá del tiempo necesario, pierdes la alegría y el sentido del resto, cerrando círculos, o cerrando puertas, o cerrando capítulos. Como quieras llamarlo, lo importante es poder cerrarlos, dejar ir momentos de la vida que se van clausurando.

¿Terminó con su trabajo?, ¿Se acabó la relación?, ¿Ya no vive más en esa casa?, ¿Debe irse de viaje?, ¿La amistad se acabó?

Puede pasarse mucho tiempo de su presente "revolcándose" en los porqués, en devolver el casette y tratar de entender por qué sucedió tal o cual hecho.
    
El desgaste sería infinito porque en la vida, usted, yo, su amigo, sus hijos, sus hermanas, todos y todas, estamos abocados a ir cerrando capítulos, a pasar la hoja, a terminar con etapas o con momentos de la vida y seguir adelante.

No podemos estar en el presente añorando el pasado. Ni siquiera preguntándonos por qué. Lo que sucedió, sucedió, y hay que soltar, hay que desprenderse.
No podemos ser niños eternos, ni adolescentes tardíos, ni empleados de empresas inexistentes, ni tener vínculos con quien no quiere estar vinculado a nosotros.
No. ¡Los hechos pasan y hay que dejarlos ir! Por eso a veces es tan importante destruir recuerdos, regalar presentes, cambiar de casa, documentos por tirar, libros por vender o regalar. Los cambios externos pueden simbolizar procesos interiores de superación.

Dejar ir, soltar, desprenderse.

En la vida nadie juega con las cartas marcadas, y hay que aprender a perder y a ganar. Hay que dejar ir, hay que pasar la hoja, hay que vivir con sólo lo que tenemos en el presente! El pasado ya pasó. 

No espere que le devuelvan, no espere que le reconozcan, no espere que alguna vez se den cuenta de quién es usted.

Suelte el resentimiento, el prender "su televisor personal" para darle y darle al asunto, lo único que consigue es dañarlo mentalmente, envenenarlo, amargarlo.
La vida está para adelante, nunca para atrás. Porque si usted anda por la vida dejando "puertas abiertas", por si acaso, nunca podrá desprenderse ni vivir lo de hoy con satisfacción.

Noviazgos o amistades que no clausuran, posibilidades de "regresar" (a qué?), necesidad de aclaraciones, palabras que no se dijeron, silencios que lo invadieron.
   
¡Si puede enfrentarlos ya y ahora, hágalo!, si no, déjelo ir, cierre capítulos. Dígase a usted mismo que no, que no vuelve.

Pero no por orgullo ni soberbia, sino porque usted ya no encaja allí, en ese lugar, en ese corazón, en esa habitación, en esa casa, en ese escritorio, en ese oficio. Usted ya no es el mismo que se fue, hace dos días, hace tres meses, hace un año, por lo tanto, no hay nada a que volver.

Cierre la puerta, pase la hoja, cierre el círculo. Ni usted será el mismo, ni el entorno al que regresa será igual, porque en la vida nada se queda quieto, nada es estático.

Es salud mental, amor por usted mismo desprender lo que ya no está en su vida.
Recuerde que nada ni nadie es indispensable. Ni una persona, ni un lugar, ni un trabajo, nada es vital para vivir porque: cuando usted vino a este mundo 'llegó' sin ese adhesivo, por lo tanto es "costumbre" vivir pegado a él, y es un trabajo personal aprender a vivir sin él, sin el adhesivo humano o físico que hoy le duele dejar ir.

Es un proceso de aprender a desprenderse y humanamente se puede lograr porque, le repito!,nada ni nadie nos es indispensable! Sólo es costumbre, apego, necesidad. 
Pero... cierre, clausure, limpie, tire, oxigene, despréndase, sacuda, suelte. Hay tantas palabras para significar salud mental y cualquiera que sea la que escoja, le ayudará definitivamente a seguir para adelante con tranquilidad.

¡Esa es la vida!
Paulo Coelho.

¿Qué es el duelo?

Renacer - Boletín nº 138


Primero, es una lucha interna, entre una parte de mí, que atada a la realidad, acepta la perdida y, la otra que quiere retener, que no quiere soltar lo que ya no está.
Segundo, nos lleva a pensar en el engaño de todos los que nos han enseñado que podríamos conservar para siempre lo que amamos y, que sería eterno. O sea, que es un camino a recorrer con el dolor de lo perdido, con una gran guerra interior que no quiere aceptarlo y, estrellando la creencia de lo aprendido, ante la realidad de la muerte.
Ahora bien, la negación de la pérdida es un intento de autoprotección contra el dolor y contra la fantasía de sufrir.

La negación, es una especie de fuga, vano intento de huir de lo doloroso, de lo que pasó, no pasó. Por el contrario, el desvío hacia el sufrimiento, es la decisión de no seguir avanzando, donde nos apegamos al que se fue, haciendo crónico el dolor. Es apegarse al recuerdo para no dejar de llorarlo, creando una misteriosa lealtad con el ausente.
El sufrimiento es enfermo, porque nos volvemos adicto al malestar.

El sufrimiento es racional, aunque no inteligente, Induce a la parálisis, es ruidoso, exhibicionista, quiere permanecer y necesita testigos.

El dolor en cambio es silencioso, solitario, implica aceptación, estar en contacto con lo que sentimos, con la carencia y con el vacío que dejó el ausente. El sufrimiento pregunta porqué, aunque sabe que no hay respuestas, para el dolor, se acabaron las preguntas.
Porque el dolor llena los espacios que dejó el que partió, nos acompaña, no es agradable, pero es preferible al vacío.
Por lo tanto, en el proceso del duelo aceptamos a despedir al que ya no está afuera, pero que vive dentro nuestro. Y cuando me doy cuenta de esto, puedo recuperar la alegría de estar vivo, porque esto significa que puedo sostener vivo a éste hijo que vive en mí.
Hay que inventarse una nueva vida, cada día, si es que decidimos soportar la pérdida y, esto es animarse a vivir el duelo, es permitirse padecer el dolor como parte del camino, hasta que éste se transforma en una DULCE AÑORANZA. Porque la muerte, no puede robarme, todo lo que de él sigue viviendo dentro mío.

Padres en Proceso de Duelo es un espacio para compartir...

Te invitamos a formar parte de esta Comunidad de ayuda mutua, para Padres en Proceso de Duelo; nos une la pérdida de uno o más de nuestos hijos, así mismo aquellos hermanos, familiares que comparten con nosotros está nueva e inevitable, etapa de nuestra vida, porque después de ésto la vida nos cambia y queremos que sea para ser mejores seres humanos... y aprendamos a compartir todo...empezando por el dolor... hasta la forma como nos estamos recuperando.

Padres en Proceso de Duelo es un espacio para compartir, hablar, reflexionar y escribir nuestras experiencias vividas hasta el día de hoy...el mañana el tiempo lo dirá...

En Padres en Proceso de Duelo te proponemos un "Un cómo hacerlo" a través de 7 niveles de "Crecimiento Existencial y transformacíón del dolor"

Sabrás...


Sabrás del dolor y de la pena de estar con muchos, pero vacío...
Sabrás de la soledad de la noche y de la longitud de los días...
Sabrás de la espera sin paz y de aguardar con miedo...
Sabrás de la soberbia de aquellos que detentan el poder y someten sin compasión...
Sabrás de la deserción de los tuyos y de la impotencia del adiós...
Sabrás que ya es tarde y casi siempre imposible...
Sabrás que eres tú el que siempre da y sientes que pocas veces te toca recibir...
Sabrás que a menudo piensas distinto y tal vez no te entiendan...

Pero sabrás también:

Que el dolor redime...
Que la soledad cura...
Que la fe agranda...
Que la esperanza sostiene...
Que la humildad ennoblece...
Que la perseverancia templa...
Que el olvido mitiga...
Que el perdón fortalece...
Que el recuerdo acompaña...
Que la razón guía...
Que el Amor dignifica...

Porque lo único que verdaderamente vale es aquello que está dentro de ti, y por encima de todo esta Dios.

"Descubrelo y así hallaras la verdadera Paz"

Les prestaré a uno de mis hijos...



El Señor dijo:

Les prestaré a uno de mis hijos durante algún tiempo, para que lo amen mientras viva y lo lloren cuando muera. Pueden ser seis o siete años, o veintidos o veintitres.

Pero ¿Podrán cuidarlo por mi hasta que yo lo vuelva a llamar?Les alegrará con sus encantos, pero su estancia será breve.

Tendrán sus hermosos recuerdos como consuelo para su dolor.

No puedo prometerles que se quedará, ya que todo lo de la tierraregresa.

He buscado por todo el mundo verdaderos maestros y, de las multitudes que llenan las filas de la vida, Yo los he elegido a ustedes.

Le darán todo su amor sin pensar en lo infructuoso del esfuerzo.

Tampoco me odien en el momento que vaya a llamarlo, a traerlo nuevamente conmigo.

He creído escucharles decir:"Querido Señor, hagase tu voluntad. Por toda la alegría que tu hijonos traerá, correremos el riesgo del sufrimiento.

Lo abrigaremos con ternura, lo amaremos mientras nos permitas y, por la felicidad que hemos conocido, siempre te estaremos agradecidos... Pero, si los ángeles lo llaman mucho antes de lo que deseamos, soportaremos la amarga pena y trataremos de entender"

"GRACIAS SEÑOR POR LA OPORTUNIDAD QUE TUVIMOS DE TENERLOEN NUESTROS BRAZOS, HABERLO PODIDO BESAR Y DECIRLE CUÁNTO LO QUEREMOS"

Gracias por su visita!! Esperamos que esta página le ayude en su Proceso de Duelo.

Visitantes